Pages Menu
FacebookTwitter

Posted on May 22, 2013 in Fútbol Mexicano | 0 comments

América, el camino a la Final

América, el camino a la Final

Las Águilas del América terminaron como segundo lugar general del Clausura 2013, solo han sido derrotados 3 veces durante todo el campeonato, incluyendo la liguilla, en  la etapa regular sumó 9 victorias, 4 empates y las 3 derrotas mencionadas; acumuló un total de 32 puntos con lo que calificaron como los segundos mejores de la tabla.

La temporada no pudo haber sido mejor para los de Coapa, Miguel Herrera y sus Águilas no sólo mantuvieron los primeros puestos de la tabla denotando una regularidad espectacular, sino que enfrentaron sus tres Clásicos de manera importante, venciendo 3-0 a su rival en turno Cruz Azul, 2-0 a Chivas y 1-0 a Pumas, para dejar claro el gran momento que se vive en el nido; la otra gran virtud de los azulcremas fue contar con el tri campeón de goleo individual, Christian Benítez marcó en 13 ocasiones durante la campaña regular y lo ha hecho 4 veces más durante la liguilla.

El camino a La Gran Final no fue fácil para las Águilas, primero tenían que enfrentar a uno de esos rivales incómodos y odiados, Pumas, si bien los auriazules no tenían mucho futbol para pelearles un pase a semifinales, el corazón y la garra característica de los universitarios podía complicárseles a los de Coapa.

En la ida los azulcremas se mostraron inteligentes y bien planteados, ante unos Pumas que veían atónitos cómo sin emplearse a fondo, los americanistas les hacían daño cada que cruzaban tres cuartos de cancha, eso bastó para que los visitantes se llevaran la ventaja de uno a cero a casa.

Ya en la vuelta las cosas no pintaron tan bien como parecían, Pumas cambió demasiado y atacó a las Águilas, marcando pronto el primero de los dos goles que necesitaban para avanzar, el partido se complicó bastante para los azul cremas, pero la experiencia y tranquilidad, así como el futbol y la inercia de una gran temporada, hicieron que apareciera el héroe de la Coapa, “Chucho” Benítez marcó una vez más para dar calma y bajar el ímpetu de los auriazules y así poder manejar, aún intranquilos pero más serenos el duelo, ya con el reloj en la mano Benítez puso la estocada final para los del Pedregal y las Águilas confirmaron la supremacía contra la UNAM para dejarlos fuera y ganar en orgullo y confianza para la semifinal.

En semifinales el rival era distinto, un equipo mejor formado, bien dirigido y que contaba con más armas que los universitarios; Los Rayados de Monterrey  contaban con los argumentos necesarios para pelearle con todo a los capitalinos.

El duelo de  ida en la sultana del norte comenzó de manera trepidante y prometedor para  los de Miguel Herrera, dominadores del juego, verticales y con el control de la pelota, los cremas parecían salir del Estadio Tecnológico goleando a Los Rayados, pero la calidad individual de  los regios y su estandarte dieron el primer golpe, aún sin merecerlo Los Rayados  encontraron el primer gol por conducto de Humberto Suazo; verse abajo en el marcador no mermó el funcionamiento azul crema y regresaron a la segunda parte con la convicción necesaria para revertir la situación, otra vez Benítez comandó a las Águilas para darle la vuelta al marcador y ponerse en ventaja,  sin embargo no tuvieron el gusto de llevar la victoria a casa, pues los regios empatarían sobre la hora para mantener esperanzas en la vuelta.

El duelo de regreso sería incomodo una vez más, los regios buscarían ganar y avanzar, pero de nuevo el manejo de partidos de las Águilas y su poder ofensivo, así como la tranquilidad para surcar ratos amargos, confiando en pleno en su cuadro bajo y los latigazos de su medio campo, dieron el resultado esperado para librar el primer tiempo y dar espacio para que  al complemento apareciera  la otra figura goleadora de los cremas, Raúl Alonso Jiménez, cobró magistralmente un tiro penal para darle calma al Azteca y enfilar a las Águilas a la final, ya para cuando se vivía una fiesta en el Coloso de Santa Úrsula no podía faltar la cereza en el pastel, Benítez hizo su gol número 17 de la campaña para cerrar la obra y llegar a la Gran Final del Clausura 2013.

América está en la final por meritos propios, el “más grande” ha demostrado serlo durante casi toda la campaña. En la final tendrá enfrente a otro de esos rivales históricos, con el que protagonizará un par de clásicos más en el camino para obtener la gloria y bañarse en ella, Cruz Azul no será un contendiente fácil, pero los de Coapa están preparados para ello.

Las Águilas son un equipo fuerte, maduro y eficaz, su futbol cuenta con un ataque poderoso dirigido por el resucitado Rubens Sambueza y concretado por Benítez y Alonso Jiménez; el cuadro bajo de Coapa es también imponente, Reyes, Mosquera y Rodríguez han formado una barrera casi imposible de penetrar y que cuando es rebasada aparece la figura de Moisés Muñoz  para detener los ataques rivales. La habilidad, el dinamismo y la potencia son las armas de este equipo, que en sus pies tienen la posibilidad de alcanzar al odiado rival, Chivas en títulos (11) y entonces seguir siendo considerado como El Más Grande.

Las Águilas deben demostrar que sea quien sea el rival, su plumaje pesa más, su historia impone y su jerarquía  es intocable y que mejor que haciéndolo derrotando a uno de esos 3 legendarios antagonistas  en la final para dejarlo claro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *